La silla de tortura del s.xxi

29 03 2011

Cuando pensamos en sillas de tortura, probablemente nos viene a la mente la imagen de una silla como la de la imagen inferior… sin embargo, esas sillas han pasado a mejor vida y han dado paso a unas totalmente nuevas.

En apariencia, pueden parecer cómodas, pero después de pasar más de 8 horas sobre ellas, la tortura es evidente; dolor de espalda, incomodidad, etc.

Se esconden bajo la apariencia de algo cómodo, con un respaldo amplio, reposabrazos… pero no!! Son una tortura continua!!!!

Solo tenéis que pensar en una cosa… si realmente son cómodas, ¿por qué las sillas que usan vuestros jefes son distintas? ¿A qué ellos no usan de estas? Ahí tenéis la respuesta…

 

 

Estás discriminado por tu silla.

La próxima vez que te sientes sobre una de ellas, lo comprenderás…

 

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: